martes, 30 de agosto de 2016

JUAN GABRIEL ETERNO


Puede la ciencia inhibir lo humano. No, y no. A 8 metros está el televisor, redactaba ejercicios sobre reactores nucleares. Súbitamente el canal lanzó un flash: “Juan Gabriel falleció”. Suspendí todo, me levanté y me aproximé al TV. Parado y con nostalgia infinita, recordé su canción emblema.

Cómo quisiera
que tú vivieras
que tus ojitos
jamás se hubieran
cerrado nunca
y estar mirándolos
Amor Eterno e inolvidable
tarde o temprano estaré contigo
para seguir... amándonos

Su vida se me presentó como anuncios publicitarios, por la gran avenida  entre el nacimiento  y la muerte. Desde su niñez siempre al margen del confort, sometido a la discriminación de nuestros paradigmas. Donde el dinero, las botas y la justicia se ensañan con el pobre, con el niño, con la mujer, y con el diferente. Con aquel que busca ser lo que siente pero es negado.

Hasta que te conocí,
vi la vida con dolor,
no te miento fui feliz aunque 
con muy poco amor y
muy tarde comprendí que no te debí amar 
porque ahora pienso en ti
más que ayer, mucho más. 

Las canciones tuyas acompañaron nuestros estudios. Las ecuaciones de relatividad, cuántica o termodinámica. Se balanceaban o acurrucaban con sabor y dolor. Las soledades compañeras familiares y del corazón fueron caricias con tu canto. Porque cuando vives con ellas eres  más leal y menos humano egoísta.

Hoy que tú estás conmigo 
yo no sé si está pasando el tiempo o tú lo has detenido 
así quiero estar por siempre, aprovecho que estás tú conmigo 
te doy gracias por cada momento de mi vivir 
tú cuando mires para el cielo 
por cada estrella que aparezca amor es un te quiero.

Pero el tiempo pasaba y la vida parecía no pertenecerte.  Las prioridades eran la gente y tu trascendencia, la salud no contaba. Querías que cada minuto se convirtiera en años. Desempolvabas cada hoja, cada archivo, revivías tus legados. No existían recetas, pastillas, análisis, tu salud era tu próxima presentación. Nadie se quiso percatar que tú sufrías, que te ahogabas por las noches. Queríamos que fueras la rokola de la esquina, que por una moneda cantaras igual que antes. Creíamos que las canciones eran solo para nuestra vida y deleite y no percibíamos que en cada nota nueva tu vida se extinguía.

Probablemente ya
De mí te has olvidado
Y sin embargo yo
Te seguiré esperando.
No me he querido ir
Para ver si algún día
Que tú quieras volver
Me encuentres todavía.
Por eso aún estoy
En el lugar de siempre
En la misma ciudad
Y con la misma gente.
Para que tú al volver
No encuentres nada extraño
Y sea como ayer
Y nunca más dejarnos

Ahora, cuando veo pasar tu ataúd en la carroza oscura camino a México. Quiero expresarte acongojado disculpas por ser humanos arrogantes y adoradores de la alegría pagada, despreocupados del otro, del débil, del enfermo, del anciano, y del artista. Y, también agradecerte por tus canciones que perdurarán al tiempo, porque expresan nuestra esencia, de alegría y tristeza, amor y dolor, esperanza y vida inmortal.

¡Juan Gabriel eres eterno!

Descansa en paz

La Pluma del Viento

Lima, 30 de agosto de 2016


El audio del texto: 




AMOR ETERNO:




HASTA QUE TE CONOCÍ:




ABRÁZAME MUY FUERTE:

SE ME OLVIDO OTRA VEZ:

YO NO NACÍ PARA AMAR:




domingo, 14 de agosto de 2016

TONY BENAVENTE ALVARADO UNA VIDA AL LSCD





TONY BENAVENTE UNA VIDA DEDICADA AL LABORATORIO SECUNDARIO DE CALIBRACIONES DOSIMÉTRICAS (LSCD) DEL IPEN


Allí en la cuatricentenaria universidad de San Marcos
El joven universitario se formó amando la rigurosidad científica.
La sangre de migrante provinciano de sus padres
Le inocularon la voluntad de vencer con esfuerzo.
Las dificultades naturales de una economía restringida
Le obligaron a luchar por cada molécula de aire.
Las propiedades del núcleo atómico lo atrajeron desde el inicio.
Los experimentos de Roentgen,  Becquerel, y Curie
Revoloteaban sus neuronas intentando repetirlas.
Qué mejor lugar para ese joven que el IPEN
Acompañaron sus sueños iniciales: Carmen del Mas, Antonia Salazar, Elder Celedonio, Lucho Cajas y  Francisco Vidarte. El grupo de dosimetría.
Vinieron las realidades en el traslado a RACSO.
Medidas inauditas de gobiernos ciegos
Desarmaron grupos de ciencia.
Ahora solo quedaban dos Tony y Elder.
Empero habían sueños y como tal mejor si son imposibles.
Si no había cobijo en el nuevo centro nuclear
Tenían que crearlo, surgir desde la nada.
Si el universo se hizo así por qué no este sueño.
Si las radiaciones son peligrosas y amables
¡Midámosla bien!, ¡midámosla bien!,… claro!, claro!.
¡Construiremos el laboratorio nacional de metrología de las radiaciones!
Con el apoyo de algunas autoridades y de la Agencia Internacional de Energía Atómica (OIEA)
Se hacía realidad el sueño.
Comenzaron a elevarse muros de cemento
Cargados de fierros y ladrillos nacidos desde sus venas.
Los equipos y protocolos tenían el sello de la agencia.
Así nació el 3 de marzo de 2003 el LSCD
Laboratorio Secundario de Calibraciones Dosimétricas.
Tony Benavente y Elder Celedonio sus forjadores.
Cumplieron con su esencia, con su razón de ser.
¿Valdría la pena seguir viviendo después de este sueño?
¿Tendremos fuerzas para continuar fortaleciéndolo?

Pensaron que eran pocos y necesitaban de nuevos valores
Decidieron abrir sus brazos para hacerlos crecer bajo su protección.

Pero como los seres humanos poseen el gen egoísta.
Ni los más cercanos, ni los medianamente alejados, ni algunos jefes.
Les dieron ni reconocimiento ni apoyo humano.
En los momentos que más lo necesitaban.
Se enfermaron casi en los mismos tiempos.
La vida se les iba tan inesperadamente.
El destino se apiadó y les concedió volver desde las cenizas.
Con sus débiles fuerzas volvieron al laboratorio de sus entrañas.
Querían recuperar fuerzas ahí donde ellos la habían perdido.
Querían dejar todo su conocimiento que aun los acompañaba intactos.
Pero no contaron con la respuesta recibida.
Se les veía almorzando solos, distantes, casi discriminados.
Valió la pena la concesión del destino se preguntaban incrédulos
Tony dijo que no valió la pena y se fue.

Aunque tarde Tony, colega.
Permíteme ante tus hijos decirles.
Su padre hizo historia por la metrología nuclear del Perú.
Y el reconocimiento tarde o temprano llegará
Llevando el nombre de Tony Benavente el LSCD.

¡Tony Benavente, descansa en paz!. 

La Pluma del Viento
Lima, 14 de agosto de 2016


LSCD: Laboratorio Secundario de Calibraciones Dosimétricas
IPEN: Instituto Peruano de Energía Nuclear
RACSO: Centro Nuclear RACSO
OIEA: Agencia Internacional de Energía Atómica u Organismo Internacional de Energía Atómica

El audio de esta nota:

http://www.4shared.com/music/wU7LHasDce/Tony_Benavente_14ag2016.html

http://www.4shared.com/music/wU7LHasDce/Tony_Benavente_14ag2016.html


De Manolo Galván - Al final la vida sigue igual:


domingo, 7 de agosto de 2016

RESIDENTE CHIQUIANO SOY: LA FIESTA DE SANTA ROSA ES NUESTRA ESENCIA


Como residente chiquiano en Lima,  permítanme compartir con ustedes el significado de estar lejos del lugar donde nacimos y vivimos y ahora residimos en la capital de la república. Antes, debo felicitar y reconocer que, a pesar de las circunstancias que atraviesan el país y el mundo, hay chiquianos, o descendientes de chiquianos, o amigos de Chiquián, que haciendo esfuerzos y sacrificios, deciden asumir las responsabilidades de ser funcionarios[1] de la gran fiesta patronal de Santa Rosa. ¡Felicitaciones a todos ellos!!.

Muchos hemos caminado con dolor el sendero del desarraigo, el dejar tras nuestros pasos, nuestra hermosa casita de cocina tibia y humeante, nuestro pueblo y sus calles, hermosos nevados, prodigas chacras, vaquitas lecheras, abundantes cosechas, la añorada escuelita, alegres bailes, espléndidas corridas de toros, coloridas yunzas, románticas serenatas, amigos y familiares.

Ese dolor comenzaba a corroernos drásticamente pocos días antes de la partida, pero se hacía más fuerte, con el último adiós que le dábamos desde la curva de Caranca[2].

Sabíamos que en adelante los pichuichancas[3], no nos despertarán mas con sus dulces y juguetones trinos, ni la leche caliente de las vaquitas, ni el delicioso pari[4] acompañarán nuestros desayunos.

La fría capital de cemento y edificios, se desentenderá  de uno, nos exigirá puntualidad, disciplina, sacrificio, a cambio, nos proporcionará trabajo, oportunidades de estudio, pero también exclusión y discriminación.

Tendremos que luchar cada centímetro cuadrado de terreno junto con los inmigrantes de las otras regiones del Perú, pues, ellos al igual que nosotros, también se sienten abrumados por la nostalgia, el ajetreo, el olvido y la incomodidad del cuarto arrendado, garaje prestado o arenal invadido.

En consecuencia solo nos quedaba tiempo, durante las madrugadas o las noches, para escuchar algún huayno en radio el sol con Pizarro Cerrón o el programa Perú Imperial de Gregorio Gamarra Genebroso[5] en radio Pacífico, en  las noches.

Así, pasaron los días, los meses, pero las imágenes de nuestra tierra no se borraban, por el contrario crecían y se hacía más fuerte su ausencia, por ello urgía reencontrarse con ella, con nuestra cultura, con nuestra esencia, con los símbolos que nos devolverían nuestro sentido de pertenencia a nuestra patria chica y al Perú profundo. La Capital se hizo excluyente, orgullosa, nunca nos pareció cariñosa, sino muy distinta al lugar donde nacimos.

Por eso, el mes de agosto es fecha esperada, las vacaciones, los permisos están bajo control, todo está programado, para el día del embarque, y el reencuentro con nuestro Espejito de Cielo[6]. Pronto admiraremos desde el mirador Shincush[7], al esbelto e imponente Yerupajá[8] con su corte el Huayhuash, desde ahí comenzaremos a curar nuestra nostalgia.

Así podremos mirar de cerca su cielo azul, casi acariciar con nuestras manos sus estrellas resplandecientes.

Y, en una de sus esquinas tal vez en Penco[9] o en el Rincón del Recuerdo[10], nos deleitaremos escuchando legendarios huaynos en las guitarras de Racrish o Huaico[11], en el violín de Eleodoro[12], en el arpa de Alicho[13] y en las voces de Bellota, Popa, Oshva,  o Nieves[14].

Y, beberemos alborozados el caluroso y aromático Chinguirito[15], sellando en abrazos fraternos y sinceros con nuestros amigos, la amistad de siempre, desde la infancia hasta la muerte.

Luego de cantar añejos y nuevos huaynos y contarse anécdotas de los tiempos ausentes. Saldremos con poncho habano, sombrero y bufanda blanca, al recorrido por las calles el 28 de agosto en la Salva, visitando a todos los funcionarios, con banda y mas chinguirito, bailaremos huaynos al compas de la bandas de don Florentino, Facundo, Llipa, Huanri o Mangas[16] tocando Cerrito de Huayalpampa, Aguas de Husgor, Tarapaqueño Soy o Cahuide Campeón[17].


Luego estaremos en la Víspera del 29 en el día del Estandarte, el 30 y 31 en las casas de los Mayordomos, el 1 el día del Capitán y la Entrada imperdible, luego nos arriesgaremos al toreo en las corridas del 1, 2 y 3 de Setiembre.

Finalmente cerraremos nuestra semana de visita a nuestra tierra en la casa del futuro Capitán o Capitana, el que se encargará el siguiente año, para darle sabor y color a nuestra inigualable fiesta de Santa Rosa de Lima en Chiquián.

Y, nosotros por su puesto volveremos a encontrarnos con todos los amigos que dejamos, porque nuestros sentimientos no están completos sin visitarte en la fiesta de agosto tierra amada.

La Pluma del Viento
Lima, 05 de agosto de 2010

[1] En esta oportunidad (2010) se tiene como Capitán, a la ingeniero doña, Rocío Rios, que en su calidad de mujer es la primera vez que esto sucede, los anteriores fueron varones.
[2] Última curva desde donde se puede ver a plenitud la ciudad de Chiquián.
[3] Ave pequeña muy cantarina oriunda de Chiquián, inclusive el nombre de ésta ciudad se debería al canto que ella hace.
[4] Sopa de papa, leche, queso, huevos, y yerbas aromáticas que le dan su color verde.
[5] Comunicador social de mayor antigüedad de Chiquián, pionero de los programas, promotores del folclore. También es cantautor de hermosas canciones.
[6] Denominación reconocida a Chiquián. Cuya autoría se le asigna a don Roberto Aldave.
[7] Curva en el descenso de Conococha, a unos 8 kilómetros de Chiquián, desde el cual se ve por primera vez en extenso al Yerupajá y la cordillera del Huayhuash.
[8] Es el pico más elevado de la cordillera del Huayhuash, 6632 msnm. Es el segundo más elevado del Perú.
[9] Reconocida tienda del jirón dos de mayo, donde se reunían los amigos para beber los deliciosos Chinguiritos.
[10] Casa antigua convertida en apacible restaurante de la familia Márquez, del jirón Comercio.
[11] Recordados y eximios ejecutores de guitarra, aun fallecidos siguen vivos en la memoria de los chiquianos.
[12] Eleodoro Gamarra, profesor de prestigio y ejecutor insuperable del violín.
[13] Alejandro Aldave, profesor, comunicador social y gran ejecutor del arpa.
[14] Bellota, Osvaldo Vicuña y Nieves Alvarado, son exponentes de las mejores voces de Chiquián.
[15] Trago caliente hecho en base a ron y plantas aromáticas del lugar.
[16] Nombre de las mejores bandas que han dejado huellas en Chiquián.
[17] Huaynos característicos con sabor a Chiquián.

Palabras del suscrito en la reunión del Congreso de la República por el Lanzamiento de la Fiesta de Santa Rosa 2010. Realizada el 05 de Agosto de 2010, en el Auditorio Raúl Porras Barrenechea. Luego de saborear el rico jacalocro, panes, quesos chiquianos y vino de Ticllos, bailamos recordados huaynos con la afamada banda de Mangas, en el patio del Congreso.


RESIDENTE CHIQUIANO SOY: LA FIESTA DE SANTA ROSA ES NUESTRA ESENCIA


Como residente chiquiano en Lima,  permítanme compartir con ustedes el significado de estar lejos del lugar donde nacimos y vivimos y ahora residimos en la capital de la república. Antes, debo felicitar y reconocer que, a pesar de las circunstancias que atraviesan el país y el mundo, hay chiquianos, o descendientes de chiquianos, o amigos de Chiquián, que haciendo esfuerzos y sacrificios, deciden asumir las responsabilidades de ser funcionarios[1] de la gran fiesta patronal de Santa Rosa. ¡Felicitaciones a todos ellos!!.

Muchos hemos caminado con dolor el sendero del desarraigo, el dejar tras nuestros pasos, nuestra hermosa casita de cocina tibia y humeante, nuestro pueblo y sus calles, hermosos nevados, prodigas chacras, vaquitas lecheras, abundantes cosechas, la añorada escuelita, alegres bailes, espléndidas corridas de toros, coloridas yunzas, románticas serenatas, amigos y familiares.

Ese dolor comenzaba a corroernos drásticamente pocos días antes de la partida, pero se hacía más fuerte, con el último adiós que le dábamos desde la curva de Caranca[2].

Sabíamos que en adelante los pichuichancas[3], no nos despertarán mas con sus dulces y juguetones trinos, ni la leche caliente de las vaquitas, ni el delicioso pari[4] acompañarán nuestros desayunos.

La fría capital de cemento y edificios, se desentenderá  de uno, nos exigirá puntualidad, disciplina, sacrificio, a cambio, nos proporcionará trabajo, oportunidades de estudio, pero también exclusión y discriminación.

Tendremos que luchar cada centímetro cuadrado de terreno junto con los inmigrantes de las otras regiones del Perú, pues, ellos al igual que nosotros, también se sienten abrumados por la nostalgia, el ajetreo, el olvido y la incomodidad del cuarto arrendado, garaje prestado o arenal invadido.

En consecuencia solo nos quedaba tiempo, durante las madrugadas o las noches, para escuchar algún huayno en radio el sol con Pizarro Cerrón o el programa Perú Imperial de Gregorio Gamarra Genebroso[5] en radio Pacífico, en  las noches.

Así, pasaron los días, los meses, pero las imágenes de nuestra tierra no se borraban, por el contrario crecían y se hacía más fuerte su ausencia, por ello urgía reencontrarse con ella, con nuestra cultura, con nuestra esencia, con los símbolos que nos devolverían nuestro sentido de pertenencia a nuestra patria chica y al Perú profundo. La Capital se hizo excluyente, orgullosa, nunca nos pareció cariñosa, sino muy distinta al lugar donde nacimos.

Por eso, el mes de agosto es fecha esperada, las vacaciones, los permisos están bajo control, todo está programado, para el día del embarque, y el reencuentro con nuestro Espejito de Cielo[6]. Pronto admiraremos desde el mirador Shincush[7], al esbelto e imponente Yerupajá[8] con su corte el Huayhuash, desde ahí comenzaremos a curar nuestra nostalgia.

Así podremos mirar de cerca su cielo azul, casi acariciar con nuestras manos sus estrellas resplandecientes.

Y, en una de sus esquinas tal vez en Penco[9] o en el Rincón del Recuerdo[10], nos deleitaremos escuchando legendarios huaynos en las guitarras de Racrish o Huaico[11], en el violín de Eleodoro[12], en el arpa de Alicho[13] y en las voces de Bellota, Popa, Oshva,  o Nieves[14].

Y, beberemos alborozados el caluroso y aromático Chinguirito[15], sellando en abrazos fraternos y sinceros con nuestros amigos, la amistad de siempre, desde la infancia hasta la muerte.

Luego de cantar añejos y nuevos huaynos y contarse anécdotas de los tiempos ausentes. Saldremos con poncho habano, sombrero y bufanda blanca, al recorrido por las calles el 28 de agosto en la Salva, visitando a todos los funcionarios, con banda y mas chinguirito, bailaremos huaynos al compas de la bandas de don Florentino, Facundo, Llipa, Huanri o Mangas[16] tocando Cerrito de Huayalpampa, Aguas de Husgor, Tarapaqueño Soy o Cahuide Campeón[17].


Luego estaremos en la Víspera del 29 en el día del Estandarte, el 30 y 31 en las casas de los Mayordomos, el 1 el día del Capitán y la Entrada imperdible, luego nos arriesgaremos al toreo en las corridas del 1, 2 y 3 de Setiembre.

Finalmente cerraremos nuestra semana de visita a nuestra tierra en la casa del futuro Capitán o Capitana, el que se encargará el siguiente año, para darle sabor y color a nuestra inigualable fiesta de Santa Rosa de Lima en Chiquián.

Y, nosotros por su puesto volveremos a encontrarnos con todos los amigos que dejamos, porque nuestros sentimientos no están completos sin visitarte en la fiesta de agosto tierra amada.

La Pluma del Viento
Lima, 05 de agosto de 2010

[1] En esta oportunidad (2010) se tiene como Capitán, a la ingeniero doña, Rocío Rios, que en su calidad de mujer es la primera vez que esto sucede, los anteriores fueron varones.
[2] Última curva desde donde se puede ver a plenitud la ciudad de Chiquián.
[3] Ave pequeña muy cantarina oriunda de Chiquián, inclusive el nombre de ésta ciudad se debería al canto que ella hace.
[4] Sopa de papa, leche, queso, huevos, y yerbas aromáticas que le dan su color verde.
[5] Comunicador social de mayor antigüedad de Chiquián, pionero de los programas, promotores del folclore. También es cantautor de hermosas canciones.
[6] Denominación reconocida a Chiquián. Cuya autoría se le asigna a don Roberto Aldave.
[7] Curva en el descenso de Conococha, a unos 8 kilómetros de Chiquián, desde el cual se ve por primera vez en extenso al Yerupajá y la cordillera del Huayhuash.
[8] Es el pico más elevado de la cordillera del Huayhuash, 6632 msnm. Es el segundo más elevado del Perú.
[9] Reconocida tienda del jirón dos de mayo, donde se reunían los amigos para beber los deliciosos Chinguiritos.
[10] Casa antigua convertida en apacible restaurante de la familia Márquez, del jirón Comercio.
[11] Recordados y eximios ejecutores de guitarra, aun fallecidos siguen vivos en la memoria de los chiquianos.
[12] Eleodoro Gamarra, profesor de prestigio y ejecutor insuperable del violín.
[13] Alejandro Aldave, profesor, comunicador social y gran ejecutor del arpa.
[14] Bellota, Osvaldo Vicuña y Nieves Alvarado, son exponentes de las mejores voces de Chiquián.
[15] Trago caliente hecho en base a ron y plantas aromáticas del lugar.
[16] Nombre de las mejores bandas que han dejado huellas en Chiquián.
[17] Huaynos característicos con sabor a Chiquián.

Palabras del suscrito en la reunión del Congreso de la República por el Lanzamiento de la Fiesta de Santa Rosa 2010. Realizada el 05 de Agosto de 2010, en el Auditorio Raúl Porras Barrenechea. Luego de saborear el rico jacalocro, panes, quesos chiquianos y vino de Ticllos, bailamos recordados huaynos con la afamada banda de Mangas, en el patio del Congreso.


sábado, 6 de agosto de 2016

PARADERO DE INFIERNO

El jueves 4 de agosto, por la tarde, asistí al Centro Comercial, Plaza Norte, fui después de casi 2 años. A las salida busqué una movilidad para Pueblo Libre. A las 20:30 horas no es nada fácil conseguirla.


Paradero de convergencias
ansiadas o repugnantes
donde razas, colores y sabores
se diluyen entre ruedas y preocupaciones.
Letreros multicolores
anuncian números indescifrables
de rutas desconocidas.
El tiempo avanza inexorable
resisto abandonado y desesperado
Buses, combis, taxis y gentes
se disputan el aire en danza caótica.
Buscan su destino
busco el mío
subo a uno
a dónde va?
Busco respuestas
mirando gestos
mirando calles
Pasajeros que cantan esputando sangre
el micro es una desfiladero al infierno
es la continuidad de hogares
es el Perú mayoritario
es el Perú que pretendes olvidar.



Lima, 4 de agosto de 2016




PARADERO DE INFIERNO

El jueves 4 de agosto, por la tarde, asistí al Centro Comercial, Plaza Norte, fui después de casi 2 años. A las salida busqué una movilidad para Pueblo Libre. A las 20:30 horas no es nada fácil conseguirla.


Paradero de convergencias
ansiadas o repugnantes
donde razas, colores y sabores
se diluyen entre ruedas y preocupaciones.
Letreros multicolores
anuncian números indescifrables
de rutas desconocidas.
El tiempo avanza inexorable
resisto abandonado y desesperado
Buses, combis, taxis y gentes
se disputan el aire en danza caótica.
Buscan su destino
busco el mío
subo a uno
a dónde va?
busco respuestas
mirando gestos
mirando calles
pasajeros que cantan esputando sangre
el micro es una desfiladero al infierno
es la continuidad de hogares
es el Perú mayoritario
es el Perú que pretendes olvidar.



Lima, 4 de agosto de 2016