domingo, 26 de agosto de 2012

UN HERMANO, UN AMIGO, UN CHIQUIANO: ULISES ZÚÑIGA



Como si fuera ayer, están intactos los días cuando en Chiquián corríamos tras una pelota, o cuando corríamos en medio alfalfares para separar esforzadamente a los ágiles becerritos, o cuando con cierta molestia traíamos pesados baldes de agua desde el caño frente a la casa de don Pablo Zubieta.

Hoy después de casi 50 años, ese niño tranquilo, educado con la exigente mano de mamá Luchi, sigue siendo un adulto con la imagen del hábil niño de las dominadas, del estudiante aplicado de la 378, o cuidando al torito “pituco” al pie de la vaquita para que mamá la ordeñara más fácil.


A pesar del tiempo transcurrido, todavía hablamos de las calles cubiertas de agua y arena del barrio de Venecia en Chiquián, de los meses de invierno, o de las chacras planas de extenso kikuyo de Pariantana, o del campo polvoriento de Jircán donde nuestra destreza por el futbol exaltaron las barras del Cahuide y Tarapacá; estos recuerdos los hacemos cada vez que nos encontramos en Lima en el Club Chiquián, en algún festival de las promociones de colegios, o en el campo de gramado artificial de Hiraoka.


Es que para el provinciano, que vivió una infancia feliz, su tierra natal lo acompaña cada momento, sus costumbres son mejor añoradas conforme pasan los años. Imaginamos que aun Chiquián guarda intacta nuestras vivencias, tanto que parecen continuar vivos los padres de nuestros amigos de la cuadra, como sucede cuando nos encontramos con Shancha, que es la imagen de don Arturito Barrenechea, o cuando vemos a Comunito es don Lucho Núñez, personas célebres de nuestra cuadra.


Las calles pavimentadas modernas, no cubren nada, para nosotros aún están reconocibles debajo de ellas, las piedritas donde nos lastimábamos en los partiditos de fulbito o bata, o el ventanal que rajó nuestra frente, todavía vemos al inmenso perro negro que nos asustaba, y por ser tan bravo terminó muerto por veneno. En cada agosto, cuando la fiesta del 30 nos convoca, tu aniversario del 26 se convierte en un encuentro obligatorio, para hacer la previa al viaje a Espejito de Cielo; cuando jóvenes y sin horarios esclavistas, esta fecha podía cogernos camino a Chiquián, donde a las 12 de la noche, detenidos en Pativilca o Barranca, hacíamos un alto para decirte ¡feliz cumpleaños!.


Es decir siempre tu persona nos identifica a Chiquián; al Chiquián, de las vaquitas canelita, ocrosina o pituco, y nosotros, con cancha en el bolsillo beber la agradable leche calientita, subido en alguna pirca, con las botas de jebe; pero también identificas a tu escuelita 378, con sus docentes característicos como don Fabián Cano, German Romero y tu querido maestro tío Eualo Aldave, también nos recuerdas al Tarapacá campeón de los disputadísimos campeonatos de la fiesta 30 de agosto, y caminar con la copa alborozados por el jirón comercio, seguidos por una multitud de niños.


Los amigos y en especial tus hermanos, saben que tu forma de ser enaltece la amistad, la ponderación, la ecuanimidad, la reflexión, pero también la decisión, en el momento oportuno.


En este tu aniversario Uli, queremos decirte que tu amistad la guardamos en un lugar especial, construida en múltiples situaciones, del deporte, el canto, el dolor, la soledad y las opiniones. La experiencia de tu trabajo fuera del país, te ha hecho querer más a nuestra patria el Perú, a Chiquián nuestro amado pueblo, a tus amigos, a tu esposa e hijos, y claro a tu querida mamá Luchi.


Por eso quieres que cada momento por corto que fuera, estemos reunidos, preguntas con preocupación, el cotidiano de mamá, de chole, sobrinos y familiares. Igual lo extiendes para tus amigos convocándonos a hacer deporte, a volver a vestir la verde y blanca del Tarapacá. Electrónicamente con tus mensajes, nos sentimos cercanos, no importa si estemos en Estados Unidos, México, España, Brasil o Timpoc. Nos recuerdas que somos familia, que somos amigos. Por eso hoy en este 26 día de tu aniversario, quiero expresarte lo valioso que eres, en la familia y en la amistad. Basta un momento cuando pienso en ti, para recordar la vida entera, siempre compañeros, estudiantes en la UNI, futbolistas en el Rímac, Rosaspampa y Jircán, profesionales amantes del estudio, por todo eso doy gracias a la vida, por tener un hermano como tú, un amigo con tú, un chiquiano como tú.



Feliz día Uli




La Pluma del Viento

Lima, 26 de agosto de 2012



Audio:

sábado, 18 de agosto de 2012

CHIQUIÁN CULTURA: DESDE LA SELVA SOY MAS PERUANO

CHIQUIÁN CULTURA: DESDE LA SELVA SOY MAS PERUANO: E star en la región de la selva es sinónimo de lluvia y calor. Como consecuencia se llena de árboles y animales. Los grandes cerros de poco ...

CHIQUIÁN CULTURA: Aniversario de Mamá

CHIQUIÁN CULTURA: Aniversario de Mamá: 80 Años y Casa Nueva Un sueño que costó trabajo E l mes de agosto para los chiquianos, es el mas especial de entre los doce. En este mes,...

CHIQUIÁN CULTURA: El 30 de Agosto, Fiesta en Chiquian

CHIQUIÁN CULTURA: El 30 de Agosto, Fiesta en Chiquian: La vida sin recuerdos no es tal Vengo a devolver a mis recuerdos gastados, el Yerupajá que se yergue, la chacras, l as tejas y tu alegrí...

CHIQUIÁN CULTURA: Aniversario 2010 de Mamá Luchi

CHIQUIÁN CULTURA: Aniversario 2010 de Mamá Luchi: Por Agustin Zúñiga H emos vuelto este año 2010, a homenajear a mamá por su aniversario. El 21 de agosto en 1927, nació en Huayllacayán, ...

CHIQUIÁN CULTURA: Residente Chiquiano Soy: La Fiesta de Santa Rosa

CHIQUIÁN CULTURA: Residente Chiquiano Soy: La Fiesta de Santa Rosa: Por Agustin Zúñiga C omo residente chiquiano en Lima, permítanme compartir con ustedes el significado de estar lejos del lugar donde s...

CHIQUIÁN CULTURA: Fiesta de Agosto Reencuentro en Chiquián

CHIQUIÁN CULTURA: Fiesta de Agosto Reencuentro en Chiquián: C omo lucecitas que titilan en navidad, así brotan en mi mente, escenas de la fiesta del 30 de agosto de mi pueblo Chiquián - “Espejito...

domingo, 12 de agosto de 2012

LAS OLIMPIADAS UNA FIESTA DONDE LAS MEDALLAS NO SE OBTIENEN POR AZAR


Con la mano al pecho, y las lágrimas que rodaban por su mejilla, el emocionado atleta miraba como su bandera subía al máximo nivel, mientras su himno era escuchado por las 80 mil personas, en el estadio de Wembley, era su primera medalla de oro. Aquí sentado en casa, quería vivar su triunfo, también me había solidarizado con su medalla. Si esto ocurría conmigo, que solo era un espectador latinoamericano, ya me imagino, lo que sería su país, y su pequeño pueblo.

Qué hay en estos atletas, que no tengan nuestros peruanos. Claro que llegar a la justa olímpica ya es un gran logro. Pero, cuánto quisiéramos que la roja y blanca, pudiera resonar en estos grandes eventos. Yo tengo una talla de 1.60 m. de estatura, en mi Perú, una gran mayoría de habitantes tienen tallas menores que 1.80 m., de modo que en muchas disciplinas no tendríamos mucha gente con gran estatura, pero esa no es la explicación de no tener presencia en las olimpiadas, y menos medalleros.

En esta olimpiada de Londres 2012, fuimos tan solo 14 a 17 atletas. Mientras que algunos países, latinoamericanos nos triplicaron, y están yendo en un número creciente, nosotros en sentido contrario disminuyendo. En el Perú, parece una total realidad: “todo tiempo pasado fue mejor”.

Al hablar de olimpiadas, los de mi generación superior a 50 años, recordamos aquel 1988, cuando en Seúl, “manos morenas se elevan y punto”, el gran equipo de vóley, brillaba,  nos obligaba a madrugar desde las 2 o 3 de la mañana, y ver con alegría los triunfos inolvidables, ante Corea, China, Estados Unidos, y cuando ya teníamos la de oro, habíamos ganado los dos primeros sets y veníamos ganando 11 a 4 el último set que iba a 15, nos dieron vuelta y perdimos, esa mañana odié a las rusas, lloré abrazado a mi madre y hermanos, pero luego de reponernos nos alegramos, reímos, sacamos la bandera a las calles, en mi barrio de Ingeniería, eran las 9 de la mañana, nos sentimos dueños del mundo.

El día que regresaron a Lima, nuestras campeonas, con mi pequeño VW, junto a mis sobrinos, nos fuimos al aeropuerto a recepcionarlas, nos bastó verlas a la distancia, luego cortamos camino y les adelantamos para pararnos por la avenida Wilson, y conjuntamente con todo el pueblo, cubrirlas con pétalos de rosas, que se vendía abundantemente.

Igualmente corrimos rápidamente para llegar entre los primeros al estadio nacional, allí en cosa de minutos, se abarrotó, en la tribuna sur, de los cuatro que fuimos solo estábamos dos, la cantidad de gente, era tanta, que todos corrían como pudieran para encontrar algún lugar. Apretujados, esperamos un poco, de pronto aparecieron en un camión descubierto, las reinas del deporte, Cecilia Tait, Gaby Perez, Natalia Málaga, entre otras, levantaban la mano agradeciendo al pueblo, su amor, su idolatría. Pasaron por la pista de la tribuna sur, la gente seguía entrando, no había lugar y seguían llegando, todos queríamos decirles a ellas, que las amamos, que valen un Perú. Pero sorpresivamente, salieron por oriente, y comunicaron que a falta de garantías se cortaba el paseo. A pesar de la incomodidad la medida fue acertada y finalmente comprendida.

Desde aquella vez, en las olimpiadas nunca fuimos protagonistas. Hoy el vóley no está en las olimpiadas,  mientras que el equipo que siempre estuvo tras nuestro, Brasil, hoy ha salido campeona olímpica por segunda vez. Ellos progresaron inmensamente, mientras nosotros retrocedimos en magnitud doble. Es increíble, nuestro vóley en sudamérica está luchando el tercer lugar, así como vamos en poco tiempo estaremos por debajo de Argentina, Venezuela y Colombia.

Pero no retrocedimos solo en vóley, sino en todas las disciplinas deportivas. ¿¡Qué pasa en el Perú!?. ¿Cuáles son las causas de este retroceso, que parece nunca detenerse?. A los miles de diagnósticos, creo que, adolecemos de los cuatro factores que deben estar presentes en toda actividad deportiva: capital humano, infraestructura, organización y financiamiento.

Sin embargo, alguien me a responder,  cómo va haber estos factores si las decisiones superiores: políticas y directivas sectoriales no son las adecuadas. Porque si ellas estuvieran correctas y si hubiera dinero, entonces los factores existirían, y  manteniendolas sistemáticamente, las expectativas serían mejores, y inexorablemente llegarían las medallas. Ellas no vienen por azar, se obtiene con planificación y perseverancia. Sino miremos como lo está haciendo un país cercano como Colombia.

Por ello, los directamente responsables de nuestro retroceso son los conductores políticos, suben al poder, como si hubieran ganado una lotería, no estuvieron preparados para dirigirla, o si llegan sabiendo qué hacer, no pueden hacerlo porque seden a los poderes de argollas enquistadas en los sectores deportivos. De qué vale salir en la foto, el presidente y su esposa, para regalarles un dinerito, cuando algún atleta por esfuerzo individual sobresale en algún deporte. Eso avergüenza, es más bien una manipulación del prestigio del atleta, en beneficio personal, en búsqueda de algunos puntos más en la encuesta del fin de semana.

Las olimpiadas nos han servido para admirar la grandeza del ser humano, la nobleza del deporte, la calidad de la organización, pero también la realidad nacional, a todas luces seguiremos cuesta abajo. Qué lamentable!!. Pero no puedo cerrar esta página, sin agradecerles y felicitarles a todos los atletas peruanos, porque sabemos de su inmenso sacrificio y amor al Perú. Mi símbolo de este esfuerzo es la pequeña Ines Melchor, superó el record sudamericano en Londres, y además ella proviene del interior del país, siempre postergados por el detestable centralismo.


La Pluma del Viento

Lima, 11 de agosto de 2012

domingo, 5 de agosto de 2012

LA CULTURA DE LA INTERROGACIÓN: ¡PROMOVÁMOSLA!


La primera semana de Agosto, se realizó el XII Encuentro Científico Internacional en Lima, durante cuatro días, en diversos lugares, se producen exposiciones de 20 minutos en múltiples temas, centrados en las ciencias naturales, incluyendo también la educación.

Los peruanos que se encuentran en el extranjero vienen a pasar fiestas patrias, y de paso comparten sus experiencias y trabajos en el extranjero, sea que son estudiantes de posgrado o trabajan en algunas instituciones. Aquí, entablan contactos con sus pares, se abren posibles trabajos conjuntos, becas de estudio y visitas.

Los ECI, permiten tomar “la temperatura” de la ciencia nacional, se posibilita el acceso de todos, desde especialistas a público en general, como dice uno de sus objetivos, “promover en la opinión pública la importancia de la ciencia, la tecnología y la innovación para el desarrollo y el mejoramiento de la calidad de vida”.

Allí tuve cinco presentaciones, una de ellas titulada , “Aproximación a la Educación con el Reactor Nuclear RP0”, demostramos una experiencia de abrir las puertas del reactor mencionado, sito en el distrito de San Borja, a los docentes de secundaria, a fin de que ellos pudieran utilizar los instrumentos que allí se disponen. con los que se realizan investigación, que luego son llevados a publicaciones científicas internacionales o se realizan tesis de pregrado y posgrado. La experiencia la denominé “Jugando con Neutrones”.

Durante las preguntas, un asistente, participó entre opinando y preguntando, “¿porqué el Perú no tienen niveles altos de investigación científica?”.

Le respondí, recordando de un lado a Einstein cuando nos decía que la ciencia “es el conocimiento cotidiano hecho de manera sistemática”, y de otra que “la investigación se aprende investigando”, como nadar se hace nadando, y que muchos teóricos podrían decir que se mueve así o asá los brazos en el estilo mariposa, pero así nunca se ganaría una medalla olímpica.

Similarmente los grandes investigadores que podrían ser los ganadores de medallas olímpicas de la ciencia, es decir los Nobeles, en nuestro país están siendo cercenados en dos grandes estadios. Cuando niños somos potencialmente los mejores científicos, entonces a nuestro afán de saber todo lo que nos fascina y llama la atención, nuestros padres son los primeros en cortarnos esa emoción, “no seas inoportuno, esas preguntas no se hacen”, es su sentencia, medioeval; luego también eso ocurre en las escuelas, aquel niño preguntón que le pone en jaque al profesor es castigado.

Recuerdo emocionado la gran obra teatral de los Yuyachcani, sobre este tema cuando “el niño que investigó sobre Miguel Grau y encontró que había sido declarado ciudadano no grato para su pueblo de Piura”, fue castigado por haber indagado en la biblioteca, cosas que no estaban en el libro “oficial”.

Entonces, para tener investigadores tenemos que romper esta cultura del temor a la interrogación, por el contrario debemos fomentarla, enseñando el método de la causalidad, talleres de fomento de preguntas, el porqué debe ser condiciones para opinar. Quién no se ha hecho tres porqués sobre un tema aún no conoce los suficiente sobre él.

Esto nos llevaría no solo a tener más nobeles en ciencias sino también mejores ciudadanos, más críticos y más informados. Piero, el célebre compositor argentino, en una memorable canción decía: “a un pueblo educado no lo engaña un general”. Lo extendería no lo engaña nadie.




Agustín Zúñiga Gamarra


Lima, 4 de agosto de 2012

sábado, 4 de agosto de 2012

TIEMPOS NO ELECTORALES: MOMENTOS DE CONSENSO

Hoy es la fiesta patronal de un bello distrito de mi provincia de Bolognesi de la región  Ancash, se han preparado como siempre: !mejor que el año pasado!. La fiesta se realizará en su local propio del pujante barrio del cono norte de Lima. Los residentes en la capital, van a concurrir masivamente. Los funcionarios se han preparado con mucho cuidado, han respetado todas las costumbres, las pallas, el capitán, vestirán los atuendos llamativos y hermosos, igualmente estarán las bandas de músico, y orquestas. Nada es pagado, incluso la comida y el trago serán gratuitos. Será una fiesta integradora, todos los residentes harán lo posible por darse cita. Esto ocurre solo una vez al año.

La semana pasada mientras su dirigente principal, anunciaba en la radio la invitación a su local, para esta fiesta, me imaginaba si pudiéramos reunir igual cantidad de gente, para tratar temas de educación cívica, gestión, democracia, liderazgo o desarrollo. ¿Por qué los dirigentes, no promueven estos eventos?. Una de las principales razones, creo, es que cuando los dirigentes hacen estas reuniones, sus detractores, que suelen aparecer cuando se pretende hacer obras, le dirán, “él está usando su cargo para hacer política, seguro se va a lanzar de candidato”. Así que, ellos prefieren ser amigos de todos, manteniendo las costumbres de la fiesta patronal, y punto. Con eso garantizan su “buena gestión”. Este comportamiento, se ha afianzado en todos los distritos del país se ha convertido en la cultura de solo hacer fiestas, olvidándose de todos los otros acontecimientos.

No pretendemos que se borre la cultura de replicar nuestras fiestas patronales, sino de construir también una cultura cívica, que debe iniciarse con reuniones sistemáticas, para construir dos grandes falencias: líderes y propuestas consensuadas. Si los tuviéramos, entonces sería inevitable, disponer de mejores autoridades, mejores partidos políticos, mejores condiciones de vida y sobre todo mejores ciudadanos. Para evitar que las convocatorias a estos eventos cívicos, se los correlacionen con alguna “manipulación política”, estos deben realizarse en TIEMPOS NO ELECTORALES, que en el país los tiempos electorales ocurren, seis meses antes de la elección presidencial y 3 meses para el caso regional o provincial. Así, los años “de tregua”, convenientes serían: 2012, 2013 y 2014.

En estos años deberíamos promover estas actividades. En primer lugar, sensibilizando a los residentes a participar en estos encuentros, luego convocar a seminarios de liderazgo, convocando conjuntamente a tres generaciones: jóvenes entre 21 a 30, luego 31 a 40 y los mayores de 41, allí se discutirían temas de gestión pública, planeamiento y proyectos. Teniendo como trabajo final, la elaboración de planes de desarrollo de la localidad. Si estos programas se realizan durante un año, entonces, tendríamos nuevos posibles líderes que han elaborado de manera conjunta los planes de desarrollo, con eso en las futuras elecciones, no tendríamos dudas de la calidad de persona que elegiríamos ni qué programa realizarían pues ambos ya fueron de amplio conocimiento, por todos los futuros candidatos y toda la ciudadanía.

Luego de conversar estos temas con el mencionado dirigente, quedó convencido que esta tarea es indispensable y será parte de su trabajo durante el presente año. Entonces como provinciano residente en la capital, estaré aguardando estas fiestas cívicas, que serán un gran complemento a las bienvenidas fiestas patronales.



Agustín Zúñiga Gamarra


Lima, 4 de agosto de 2012