sábado, 9 de junio de 2012

El Conflicto entre la Comunidad y el Alcalde en Chiquián


No hay posibilidades desarrollo si en una ciudad, se ha instalado un ambiente de guerra, entre pobladores, unos a favor del presidente de la Comunidad Campesina y otros con el Alcalde Provincial . Esto está ocurriendo en la hermosa ciudad de Chiquián, “Espejito de Cielo”, capital de la provincia de Bolognesi.

Los enfrentamientos que se han realizado no han dejado muertos porque la suerte los acompañó. Los unos y los otros se endilgan responsabilidades  que se están ventilando en el poder judicial. Mientras eso la ciudad languidece, se apaga,   el lío se extiende entre los seguidores, al final  las antiguos amigos se convierten en enemigos, en ese contexto, es imposible pensar en obras colectivas, en utilizar las potencialidades geográficas en beneficio de la población.

Mientras pasa el tiempo,  y las cosas no se arreglan por el contrario se exacerban, los residentes de Chiquián en Lima, no se ha hecho de costado, sino que han decidió buscar caminos distintos al judicial, caminos que posibiliten una solución pacífica, para dar posibilidades al desarrollo, al trabajo amistoso. Eso podría comenzarse con un encuentro en Lima, frente a todos los residentes, allí escucharlos y convencerles que en aras del desarrollo de Chiquián y de sus ciudadanos  depongan desencuentros y se busquen aquellos caminos que facilite la solución. 

Ellos en principio aceptaron en conversación oral con comunicadores sociales de radio, pero ante cartas emitidas, con  firmas adherentes de casi 80 personas,  para formalizar el encuentro, ellos demoran su respuesta. Esto se debería a que algunas personas, están incentivando en ellos que este paso no se dé. Intentar comprender esta posición, es difícil, salvo que se tenga intereses personales con el crecimiento y prolongación del conflicto.  Tarde o temprano se sabrá, el real interés.

Pero lo cierto es que  los ciudadanos  residentes, responsables con su ciudad que los vio nacer, no se han quedado en el balcón esperando que los muertos, caigan al gramado.  Esta propuesta ha sido reconocida y fortalecida con la carta que el Sr. Congresista Modesto Julca, ha cursado a las autoridades de Bolognesi para  realizar este encuentro.

Por todo ello, se debe persistir en este camino, incluso propiciándose una reunión de trabajo en Lima, aún sin los mencionados conflictuados, e invitar a los que conocen el tema a exponer y debatir y en base a ello afianzar la propuesta.

Porque al fin de cuentas, eso es construir democracia, es afianzar la razón y no la fuerza, es formar ciudadanos plenos, consientes de sus derechos y de los ajenos, seres abiertos a la solidaridad, a la crítica y a la participación. 

Como chiquianos y bolognesinos nos une y con urgencia el bienestar de nuestra querida ciudad Espejito de Cielo y el bienestar de la Provincia de Bolognesi. Este conflicto no debería extenderse hacia los demás ciudadanos, particularmente podría desencadenar desagradables momentos para los visitantes en la próxima fiesta de Santa Rosa de Lima, del 30 de agosto. Por ello la paz es una urgente demanda.

La Pluma del Viento
Lima, 9 de junio de 2012

Este texto, fue propalado en el Programa de Radio Independencia (1550 KHZ), "Por las rutas de Chiquián", a las 9:30 am, el domingo 10 de junio de 2012


3 comentarios:

Eleades Zubieta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Agustin Zuniga dijo...

1. Los ciudadanos chiquianos en Lima, requieren de saber la situación álgida que atravieza Chiquán, según las voces directas de los actores principales. El Alcalde a nombre de la Municipalidad presentaría sus puntos de vista. Igualmente para el caso de la Comunidad de Chiquián el Sr. Huerta.

2. Según el Sr. Victor Tadeo, ambas personas tanto el Alcalde como el Sr. Huerta le habían manifestado su interés de exponer eso aquí en Lima.

3. Las exposiciones de sus puntos de vista se harían en algun local con la presencia libre de los residentes y que brinde todos los aspectos de seguridad.

Los convocantes buscamos escucharlos y a partir de ahí buscar caminos de solución. ESO ES TODO.

Pero si ellos consideran que no tienen nada que comunicar a los residente en Lima, tienen todo su derecho.

Finalmente el tiempo dirá si estuvimo mal o bien.

Atte.

Agustin Zuñiga

Maria Calderon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.