jueves, 12 de marzo de 2009

El Subsidio A Los Países Ricos: Por el Retorno de los Talentos



Grupo de Huellas Nucleares en la Universidad de Campinas, Brasil


En un edificio antiguo, construido sobre lo que fue un gran molino, se hallaban los departamentos para estudiantes de la universidad ( Carolina del Sur - EEUU), que quedaba a una cuadra. Allí moraban brillantes jóvenes “importados” desde los países subdesarrollados.
Frontis de la Universidad de Carolina del Sur


En el grupo (Molectronic) donde había sido invitado a trabajar, como posdoctorado, tenía seis peruanos todos electrónicos: 4 haciendo maestría y doctorado y 1 todavía en pregrado, todos venían de la UNI. El grupo se completaba con dos argentinos, 1 chino, 1 americano y 4 hindúes. Esta preferencia por peruanos, era porque el que dirigía el grupo también era peruano, ingeniero electrónico, maestro en física y doctor en química, nacido en Piura y egresado de la UNI.

Parte del grupo de electrónica molecular, hindues, chino y peruano.



Mientras compartíamos los trabajos, ellos comentaban que provenían del interior del país, otros nacidos y residentes en barrios de la periferie de Lima. Uno de ellos había vivido en la residencia de estudiantes de la universidad, sus padres vivían en Huancayo, sus apellidos resaltaban su origen andino.

Ahora en EEUU, ellos estaban viviendo con mayor comodidad, tenían sus autos, departamentos amoblados, viajaban a diferentes conferencias dentro del país y a veces salían a Europa. Sus trabajos siendo muy novedosos, se hacían realizables, en los plazos, porque disponían todo, tanto los suministros y equipos de laboratorio modernos, cuanto el acceso digital a todas las revistas científicas. En las conferencias donde asistían, veían en directo a los autores de libros, teorías y artículos decisivos, argumentando sus puntos de vista en debates fantásticos. Estas eran oportunidades para conversar con los integrantes de los diversos equipos científicos que trabajaban en temas similares. En el almuerzo, o en la cena eran momentos de gran producción científica, de intercambio de ideas y también de esparcimiento.

Haciendo un estimado grueso y considerando a todas las universidades de los Estados Unidos, los estudiantes y profesores peruanos instalados, con mas de tres años, tranquilamente superan los 300. Así el Perú contribuye a este país con unos 250 doctores o científicos en actividad.

Situación similar observé cuando visité en Ginebra, ciudad fronteriza de Suiza con Francia, el Centro de Investigación Nuclear Europeo (CERN). Allí, cuatro físicos peruanos, 3 se San Marcos y 1 de la UNI, trabajaban en oficinas muy agradables, parecían ambientes de hoteles, ellos participaban en experimentos relacionados con colisiones nucleares de alta energía. Tenían visa de diplomáticos, la institución les proveía de vitaminas para incorporarlas en sus desayunos o cenas en su departamento. Con ese dinero ya habían llevado a sus padres de visita, otros a su novia y comenzaban a instalarse para formar una nueva familia. Tenían la seguridad que terminado su doctorado, proseguirían el postdoctorado y luego, se instalarían en alguna universidad. Para ese fin tenían que trabajar durísimo, hacer publicaciones, participar en proyectos, acumular puntos para el concurso, que es estrictamente objetivo y libre.

Fisicos san marquinos en el CERN, haciendo física de altas energías

En mi estadía en Brasil en la facultad de física el número de estudiantes de posgrado eran 70, de ellos 15 peruanos, casi el 20%. Tomando en cuenta a toda la universidad, la cifra alcanzaba 80, que extendiéndola a todas las universidades de Brasil, se llegaría a los 300. Ellos eran mayoritariamente de ciencias e ingeniería, provenían de las universidades públicas de Lima y del sur del Perú.

Ellos no pretendían volver al país, sabían hasta la saciedad, las dificultades que tuvieron mientras estudiaban pregrado sea para adquirir libros, disponer dinero para el pasaje y comida o ayudar a sus padres, tenían que vender ropa durante los meses de enero, febrero y marzo para financiar sus estudios del semestre, caminar por todo Lima enseñando cursos de nivelación. Muchos de ellos vivieron en cuartos de 4 m2, en las azoteas de las casas al frente de la universidad.

Sabían de los bajos salarios de los profesores, por lo que tenían que trabajar en dos o tres universidades para solventar los gastos familiares. Conocían de las dificultades de ser reconocidos por su grado, consideraban que en la universidad e instituciones similares los concursos no se ganaban por mérito, sino por intereses de grupo, “no hay que dar cabida a estos doctores, antes que se ponga operativo ese plan de carrera, nombrémonos directivos de carrera, ninguno de nosotros tiene algún articulo publicado en revistas internacionales, así nos van a bajar de nivel, finalmente nosotros somos mas antiguos”. O bajo el amiguismo o clientelaje o falsa lealtad, “tu vas a tal cargo porque me gusta que trabajas calladito, nunca reclamas, ni eres sindicalista”. También conocían de las dificultades de conseguir vacantes, sabían que en mucho de los concursos ocurría que: “ vamos hacer los requisitos de manera que entren los que queremos, la convocatoria es para darle legalidad, no se preocupen, no importa el grado que traigan”.

Mientras tanto en el extranjero, por ejemplo Brasil, desde el comienzo les ofrecía una beca de estudio que, les permitía alquilar un departamento, amoblarlo, volver al país de ves en cuando, llevar a sus padres a visitarlos, facilitar la llegada de un hermano u otro amigo, y si se dan las condiciones de hacer familia, mejor, de esa manera asegurarían su legalidad de residencia. Con esos antecedentes y bajo esas condiciones imperantes, con seguridad mas del 90% no volverían al país.

Fisicos peruanos en Brasil, doctores en diversas especialidades, de ellos solo uno volvió


Así el número de científicos e investigadores peruanos en ciencias e ingeniería en EEUU, EUROPA Y BRASIL, bordean los 800. Que es igual o mayor que el número de científicos activos, presentes en el Perú. Esta es la importación gratuita que los países ricos, desarrollados, inteligentes, hacen de los países subdesarrollados y pobres, que desconocen la importancia de valorar a sus jóvenes mas brillantes. Es lo que llamamos el subsidio que nuestro país hace a los países ricos entregándoles gratuitamente nuestros mejores cerebros. ¿Hasta cuándo los gobiernos no se darán cuenta, que es imprescindible modificar las condiciones para que ellos vuelvan al país. A poner todos sus conocimientos alcanzados en beneficio del Perú?. Porque por mas distante que estén el amor a sus raíces no se puede borrar, ni sus intenciones de aportar a su desarrollo.
Cierro este espacio citando a Einstein quién advirtió este fenómeno hace muchos años cuando dijo que:

"Solamente serán exitosos los pueblos que entiendan cómo generar conocimientos y cómo protegerlos; cómo buscar a los jóvenes que tengan la capacidad de hacerlo y asegurarse de que se queden en el país.

Las otras naciones se quedarán con litorales hermosos, con iglesias, con minas, con una historia espléndida; pero probablemente no se queden ni con las mismas banderas, ni con las mismas fronteras. Y mucho menos con capacidad económica"

En la consola del reactor nuclear RA-3, Centro Atómico Eseiza, Argentina

Agustin Zúñiga Gamarra
Lima, 08 de abril de 2007

4 comentarios:

wilber dijo...

bom dia, estou muito alegre que una pessoa como você lembre que quan importante são os cientistas.
obrigado pela palavras tão inspiradoras.

Anónimo dijo...

Doc-tor,

Lo que se necesita no es el retorno de talentos ...y ni siquiera de los CONOCIMENTOS que hayan adquirido, porque talentos siempre habran: nuevos y en abundancia, ..y los conocimientos estan en todas las bibliotecas e internet.... el retorno que necesitamos es el de los habitos vivenciales y laborales alla adquiridos: pues alli reside el desarrollo y nivel tecno-cientifi-cultural superior. Sino: investiga el fenomeno actual en India y China.


Calma Dr.- Dr. : un poquito de litio ordenara mejor y en el mismo sentido tus recorridos conceptuales.

Saludos


Tu predecesor
Miguel Mendoza

Anónimo dijo...

El último comentario no fue muy acertado, coincido en que primero hay que desarrollar tecnología y ciencia, pero en ese orden. Apuntar a desarrollar la ciencia sin considerar la situación de nuestra industria seria EN VANO.
La afirmación que los talentos nacen cada cierto tiempo es totalmente cierta, si hemos perdido algunos, no hay que llorar tanto. Se debe enfocar a nuevas mentes al desarrollo de tecnología, tal como lo hace Corea o Finlandia, cuya desarrollo tecnológico es superior a su nivel científico.

De todos modos, muy buen blog.

Freddy Navarro
Físico, Electrónico.

Fily dijo...

Felecitaciones por el buen talento que tienes eres el orgullo de chiquian.La esencia de tus conocimientos estan el pomo chico.