jueves, 1 de marzo de 2007

NAVIDAD DEL RECUERDO Y NAVIDAD DEL 2005


Entre hurtadillas caminábamos mirando los escaparates, los destellos multicolores de los carritos a pilas, las sirenas de los patrulleros de la policía, los soldaditos que incansables batían los timbales, las pelotas de la recordada marca “Player”, los chimpunes con “cocos”, las pistolas al estilo vaqueros, .... eran nuestros preferidos regalos imaginarios, día tras día, no dejábamos de visitarlos, por la calle Comercio.... ¡Ah recuerdos!. Los más caros descansaban en los bazares, en las tiendas de Bizzetti, de Abundio, mientras que los mas baratos en los mercados, allí en medio de los olores a pescado, ají o a ajos.

Dos semanas antes de la noche buena, las frías mañanas no nos atemorizaban, a los adolescentes y niños, planeábamos la noche anterior, quien nos pasaría la voz, que animalitos deberíamos llevar, algunos decidían por las ovejitas otros por los gallos. Todos estos preparativos eran para asistir a las hermosas e inolvidables Misas de Gallo. Con esa misma anticipación preparábamos el nacimiento, provistos de una carretilla subíamos a Pariantana a traer un pedazo de grama, que en realidad era el Kikuyo, sobre él montábamos los misterios (las imágenes de San José, la Virgen y el niño Jesús), los animalitos, las luces, los positos de agua, ..... alrededor de estos bellos nacimientos ensayábamos alegres villancicos de corte español y algunos peruanos.

La fecha que hoy conmemoramos está en las raíces de nuestros pueblos. Sin embargo se le ha confundido, con la abundancia y el compromiso de comprar regalos. Los presentes han reemplazado al dialogo, al reencuentro, a la paz, ........ La navidad, se ha transformado en un desplante de riqueza, de ajetreos, es decir en un consumismo agresivo.

En los momentos actuales, cuando nuestro país atraviesa por momentos de gran trascendencia, como es el proceso electoral y de dolor como son la muerte de policías por ataques terroristas, es cuanto mas requerimos de unión, de solidaridad, de respeto, de tolerancia, pero también, de infranqueable firmeza en la lucha por la paz y la justicia, que signifique generar oportunidades para el trabajo, para la educación y la salud principalmente.

En esta navidad sí podemos darnos minutos para reflexionar que somos hombres o mujeres nacidos para el bien, para el progreso, y sobre todo para el amor el cual tenemos que demostrarlo en primer lugar con nuestro tratamiento a los niños y a los ancianos que representa el origen y fin de nuestras propias vidas.

Para finalizar permítanme citar dos conceptos que se hacen importantes en el momento actual : la democracia y la religión.

Respecto a la democracia, comparto con aquellos que creen que ......

La democracia consiste en que el mas débil debe tener las mismas oportunidades que el más fuerte. Esto jamás puede lograrse salvo mediante la no violencia. La democracia auténtica solo puede originarse en la no violencia.

La regla áurea de la conducta es la tolerancia mutua, en razón de que nunca pensaremos todos de la misma manera y siempre veremos la verdad fragmentariamente y desde distintas perspectivas. La conciencia no es una misma cosa para todos. Si bien es una excelente guía para la conducta individual, la imposición de esa conducta a los demás es una insoportable intromisión en la libertad de conciencia de cada uno.

Las diferencias de opinión nunca deben significar hostilidad. Debemos tratar a todos aquellos que difieren con uno con el mismo afecto que los que nos son mas próximos.

Es inútil un conductor cuando actúa contra el dictado de su conciencia debido a que lo rodean personas que sostienen toda suerte de puntos de vista. Si carece de una voz interior que lo sostenga y lo guíe, navegará a la deriva como un navío sin timón.

Estamos convencidos que ningún hombre pierde su libertad sino por su propia debilidad. Y que el verdadero demócrata es aquel que valiéndose de medios exclusivamente no violentos defiende su libertad y , por tanto, la de su patria y en última instancia, la del género humano.

La democracia disciplinada y lúcida es la mejor obra humana. Una democracia llena de prejuicios, ignorante y superticiosa se debatirá en el caos y hasta es posible que llegue a destruirse a sí misma.

En cuanto a la religión voy a citar a Mahatma Gandhi quien dice lo siguiente:

Cuando hablo de religión no aludo a lo formal ni a la ritualista, sino a esa religión que se encuentra por debajo de todas las religiones y que nos enfrenta cara a cara con nuestro creador.

Me esfuerzo por ver a Dios a través del servicio prestado a la humanidad pues sé que Dios no está en el cielo, ni aquí abajo, sino en cada uno. Si un hombre llega al corazón de su propia religión, también ha llegado al corazón de las otras.

Las religiones son distintos caminos que convergen en el mismo punto. ¿Qué importa que tomemos distintos caminos siempre que lleguemos a la misma meta?.

Que nadie, abrigue el temor de que un estudio reverente de las otras religiones pueda debilitar su fe en la propia. El sistema hindú de filosofía considera que todas las religiones contienen en si elementos de verdad y prescribe e impone una actitud de respeto y reverencia hacia todas ellas. Creo en la verdad fundamental de todas las grandes religiones del mundo.

Permítanme estimados amigos dirigirme a nuestros jóvenes oyentes de esta ventana para recordarles que :

Los grandes hechos no fueron nunca consecuencia de milagros, sino resultantes de la perseverancia, la moral, la seriedad, el estudio, el trabajo y los sacrificios. Los jóvenes saben que se encuentran en un camino, y que vacilar a mitad de él es traicionar el pensamiento, es desfallecer, es repudiarlo. Las buenas intenciones que no se logran cumplir, son caricaturas de la virtud.

Nada se obtiene sin lucha, sin esfuerzo ni alegría. Alegría que renace de sólo saber que mientras hay lucha hay vida, que la vida se reproduce y que las probabilidades de vencer aumentan redoblando los esfuerzos hasta alcanzar el triunfo.

Los premios de la vida se encuentran al fin de cada jornada, y no cerca del comienzo, y que no importa saber cuantos pasos falta para alcanzar la meta, no me importa saber si fue el millar o el millón, basta saber que el éxito puede estar oculta detrás del siguiente, por lo que para saberlo tengo que dar ese paso.

Finalmente sé que el joven que me escucha sabe que cuando el hombre comienza a luchar consigo mismo, es señal que vale algo. Y que es mas importante tener un porqué vivir que el cómo vivimos, lo primero es trascendente es aspiración de futuro lo otro es momentáneo, pasajero y perfectible.

Saludos muy especiales para mi familia, para Rosita Núñez y mi tío Alberto Núñez que representan la esperanza de amistad, de amor, de fortaleza y vida. También quiero compartir estos saludos navideños con dos personas que acaban de llegar del extranjero por la fiestas navideñas, a mi hermano Ulises Zúñiga y a mi sobrino Yusef Cáceres han traído alegría y paz para su esposa, hijos, hermanos y padres. No puedo cerrar esta ventana sin antes hacer llegar mis saludos a los miembros del Comité de Gestión y amigos de la provincia de bolognesi en especial a los hermanos chiquianos.

Agustin Zúñiga Gamarra
Lima, 25 de diciembre de 2005


No hay comentarios: